Archive for agosto, 2015

CLORO, SOL Y SAL, TUS GRANDES ENEMIGOS ESTIVALES

Ya hemos pasado el ecuador de una de nuestras estaciones favoritas, y ya sentimos en nuestro cabello los zarpazos de sus tres grandes enemigos: el cloro, el sol y la sal. 
Estos viejos conocidos hacen estragos y cuando más sentimos su ataque es en esta época, cuando nuestra cabeza ha estado expuesta durante largos periodos a estos agentes externos.

¿Sabes cómo actúan? ¿Cómo prevenir la catástrofe? Y cuando ya el daño está hecho ¿cómo repararlo?

Te damos unas breves nociones que te ayudarán a conservar tu cabello más sano.

CLORO

Este producto químico mantiene en condiciones higiénicas óptimas el agua de la piscina, pero el efecto que provoca en nuestro cabello es muy diferente. Seguro que conocéis a alguien que ha visto cambiar la tonalidad de su coloración tras visitar asiduamente este templo de la diversión. La razón se debe a que estos productos químicos actúan sobre la cutícula oxidándola a gran velocidad, lo que provoca las alteraciones de tonalidad del cabello.  Además la textura también se verá afectada: reseca.

Cloro

 

¿Qué hacer para evitar que el cloro dañe nuestro cabello? No hay una fórmula milagrosa, lo ideal sería tomar un baño sin meter la cabeza bajo el agua, pero somos conscientes de la tortura que esto significaría. Así que lo único eficaz es tomar una larga ducha antes y después de meternos a la piscina. Sobre todo después, unos cinco minutos sería lo recomendado, sobre todo si nuestro cabello tiene una largura considerable. Llevar gorro de baño y aplicarse una mascarilla nutritiva al menos un par de veces por semana también ayuda.

SOL

Somos conscientes del peligro que los rayos ultravioleta representan para nuestra piel, pero a menudo nos olvidamos de nuestro pelo. El sol lo agrieta y lo deteriora. Por un lado la radiación destruye la melanina, y con esta el pigmento, por eso nuestro color (ya sea natural o artificial) ‘se aclara’ en verano. También la textura se ve afectada, y es que los rayos ultravioleta pueden dañar la queratina natural del cabello, lo que provoca la deshidratación del mismo y el conocido “pelo de estropajo” 

efectos del sol

 

Para evitarlo, nada como utilizar sprays de protección solar, serums y mascarillas. No olvides utilizar siempre gorro o pañuelo cuando tomes el sol.
También es importante aportar una buena dosis extra de hidratación. Te recomendamos un tratamiento de queratina con aceite de argán. Una bomba que hará que tu cabello se recupere milagrosamente del verano.

SAL

La playa nos encanta, pero el agua salada no contribuye precisamente a tener un cabello brillante, sino más bien todo lo contrario. Además lo deshidrata.

playa

 

Por mucho que se hayan puesto de moda los sprays de sal para conseguir un look surfero, la verdad es que no es nada recomendable para conservar un pelo sano y bonito. Así que no se te ocurra irte de la playa sin haberte aclarado el pelo en las duchas. Puedes aplicar un poco de serum en las puntas cuando termina tu jornada playera.
Ya sabéis…¡Toda hidratación es poca para combatir a nuestros enemigos! 

Gracias por leernos y hasta el próximo post 🙂

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies